- Evolución de la Radioterapia -
 

Desde el inicio de su uso en 1895 hasta la década de los setenta la RT se basaba en limites anatómicos y óseos y en las placas de rayos x para localizar el blanco (región enferma) a tratar. Este modo generaba imprecisión en la localización y sobreirradiación.

A principios de los noventa, comenzaron a incorporarse progresivamente las imágenes de tomografía axial computada y la resonancia magnética hasta llegar al hoy PET (Tomografía de Emisión de Positrones). Poco a poco la evolución de la informática comenzó a ser utilizada también en el cálculo de la dosis de radiación. De esta forma, las medidas de radiación, que hasta el momento eran calculadas manualmente por el físico, adquirieron mayor precisión gracias al desarrollo de softs de planificación bidimensional y de fusión de imágenes.

Actualmente, hemos llegado a la reconstrucción 3D y virtual del paciente, permitiendo que el paciente reciba la dosis adecuada en el tumor y nula radiación en los órganos no comprometidos.

Los equipos también evolucionaron. Los primeros pasos en teletrapia se dieron con la radioterapia convencional de ortovoltaje, superada largamente por la bomba de cobalto y de cesio.

Hoy en día se utilizan aceleradores lineales de fotones y, últimamente, de fotones y electrones. En cuanto a la braquiterapia, los primeros tratamientos se realizaban manualmente con radium, sin dosimetría ni protección para el médico. En consecuencia, frente a la necesidad de elementos más seguros para el ser humano y el medio ambiente, se implementaron aplicaciones con cesio.

Por otra parte, se confeccionaron tablas que permitieron una dosimetría de mayor precisión, cuya evolución permitió la creación de equipos de retrocarga asistidos por computadoras y con iridium de alta tasa de dosis.
 

 
 
 
> ¿Qué es la radioterapia?